CÉLULAS DEL SISTEMA INMUNOLÓGICO PARA RESTABLECER LA INMUNOTOLERANCIA: NUEVAS PERSPECTIVAS EN LA LUCHA CONTRA LOS INHIBIDORES

Un estudio reciente ha demostrado la eficacia de ciertas células del sistema inmunológico para restablecer la tolerancia inmunológica en ratones hemofílicos con inhibidores del factor VIII. Se trata de las células FVIII Tregs (T regulatory cells), es decir, linfocitos T reguladores que regulan o suprimen específicamente las reacciones inmunitarias contra el factor VIII. Estas células son normalmente producidas en pequeñas cantidades por el organismo, pero los autores del estudio han ideado una técnica que permite su cultivo in vitro y su uso con fines terapéuticos. Las FVIII Tregs obtenidas en laboratorio, y posteriormente infundidas por vía intravenosa en ratones hemofílicos con inhibidores, fueron capaces de suprimir la reacción inmunológica contra el factor VIII y erradicar los inhibidores en todos los casos excepto en uno, en el que se observó una disminución importante de la cantidad de inhibidores producidos. Otros tipos de células Tregs ya se utilizan con éxito en el tratamiento de varias enfermedades, incluida la diabetes, y si los resultados de esta investigación se confirman en los seres humanos, el uso de las FVIII Tregs podría ser una estrategia terapéutica válida para el tratamiento de los pacientes que no responden positivamente a la ITI (Immune Tolerance Induction Inducción de Tolerancia Inmunológica), que representan aproximadamente el 30% de los sujetos con inhibidores.

 

Fuente:

  • Smith B. M. et al, Antigen-specific in vitro expansion of factor VIII-specific regulatory T cells induces tolerance in hemophilia A mice. J Thromb Haemost. 2019; 14
Volver a noticias y artículos

Wikiphilia

Obtenga más informaciónes sobre el significado de las palabras que lee en esta página y sobre todo el glosario sobre la hemofilia.

Ausencia de reacción inmunitaria frente a un elemento específico.

En el caso de la hemofilia, se habla de inmunotolerancia cuando el organismo tolera la presencia del factor VIII infundido durante la terapia, no lo percibe como un elemento extraño para neutralizar y, en consecuencia, no produce anticuerpos en su contra (inhibidores).